MAYAR: PARTE I


Cómo se comentaba en la entrada de recogida de manzanas: apañar, la luna influye a lo largo de todo el proceso de elaboración, centrándose en la fase lunar menguante, a la hora de mayar, su fermentación, corchar, etc. Hoy en día, esta tradición, se va perdiendo en la industria sidrera, es verdad que hubo muchos avances, nueva maquinaria, formas de “controlar” la sidra, homogeneizarla para que no surjan problemas. Pero en los llagares pequeños, donde se hace sidra casera sin tratar, se sigue con esta costumbre, quizás por creencia o tradición, pero ese es el encanto que tiene.

¿Qué significa mayar?

 

La palabra “mayar” es una palabra con mucho significado en esta cultura, ¿pero de dónde viene el nombre? ¿cuál es su significado?

El significado es machacar, triturar la manzana, a través de golpes o presiones, para transformarla en zumo.

Su origen viene por el artilugio que se empleaba para realizar este proceso antiguamente,es decir por el “mayu”. Un mazo de madera que consiste en un mango adherido a una pieza pesada, con la zona inferior más ancha y plana. A continuación se puede ver un dibujo del mismo con un “duernu”, que es el depósito donde va la sidra recién mayada, cómo vimos en la entrada el llagar; también se considera al recipiente de madera alargado, donde se depositan las manzanas para ser machacadas con el mayu, y antiguamente era fabricado de una sola pieza.

duernu + mayu

Mayu y duernu con 2 mayos.

¿Cuándo se maya?

 

La sidra se empiece a elaborar, en la época otoñal, inmediatamente después a la recogida de las manzanas, pero deben tenerse en cuenta varios aspectos:

  • Las manzanas debe estar en el punto de maduración ideal, es decir, para que estas sean aptas, no deben estar ni muy verdes, ni muy maduras.
  • El tiempo debe ser frío, siendo este un factor muy importante a tener en cuenta, ya que si hubiese mucho calor perjudicaría a la sidra, la puede estropear.
  • La luna en posición menguante, como se comentaba antes, es influyente y en el tema de la sidra, es la más idónea para su elaboración.

 

¿Pasos a seguir?

 

  • Selección de manzana: a la hora de “apañar” se escogen diferentes variedades de manzana, cada vez que se quiera mayar. Ya que la mezcla de clases de manzana, favorecen la creación de una buena sidra.

 

  • Escogida de manzana: una vez tengamos los sacos de manzanas en el llagar pasamos al procedimiento de escoger la que no válida para mayar, principalmente la fruta que está podre o muy machacada. Esta pasa por una estructura metálica y de forma manual se van quitando las que no son aptas. Esta estructura está formada por varillas de hierro separadas, por lo que hay huecos que permiten deshacerse de los restos de hierbas, hojas o ramas que estuviesen en los sacos. A continuación se pueden ver fotos de este paso.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

  • Triturado: Una vez escogida la manzana pasa directamente a la trituradora, donde esta se desmenuza. De ahí pasa directamente por un conducto al llagar.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

  • Mayar: Una vez triturada la manzana pasa al llagar y se empieza a esparcir a lo largo de todo el cajón de forma equitativa (este debe tener colocadas todas las tablas), para que así entre la máxima cantidad de manzana posible, nos ayudamos de una “trapiella o rasera”, es herramienta de madera formada por una pieza plana con un mango. En las imágenes se puede observar como se reparte la manzana triturada con la trapiella.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

  • La prueba: Una vez haya suficiente manzana en el llagar, por el propio peso de esta se empieza a producir sidra. Ya hay sidra dulce en el duernu, a quien le apetezca que beba un poco y sino a tomar  sidra “aneya”, es decir, a tomar sidra de años anteriores, que está más hecha y madura.

mayada final

Ya lo decía el refrán:

“Con sidra aneya, vuelvese moza, la xente vieya”.

La sidra revitaliza a cualquiera y más después de trabajar; estando en el llagar, no te puedes negar.

La semana que viene seguiremos con la mayada, ya que no dura sólo un día. Espero que os haya gustado. Hasta la próxima lloquinos!

Loca por la Sidra

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *