MEYOR SIDRE CASERU D’ASTURIES 2018


El pasado 20 de Octubre se celebró la final de Asturias de sidra casera; esta estaba organizada para realizarse el domingo 14, durante el puente del Pilar. Pero debido a las condiciones climatológicas que se pronosticaban para ese día, se aplazó para el siguiente fin de semana.

Fueron 47 los participantes que optaron para conseguir el mejor premio. Estos pertenecían a 23 concejos asturianos: Cabranes (1), Caso (1), Castrillón (1), Coaña (1), El Franco (1), Gozón (3), Grado (1), Langreo (3), Laviana (1), Llanes (2), Mieres (2), Parres (1), Salas (1), San Martín del Rey Aurelio (1) y 9 concejos que ya tenían el concurso oficial, del cual pasaron los tres mejor posicionados, como es el caso de Colunga, Gijón, Nava, Onís, Piloña, Ribadesella, Sariego, Siero y Villaviciosa. Estas sidras, se tastiaron a través de una preselección, celebrada el miércoles 10 de Octubre, donde 3 jurados de 5 personas valoraron 15, en cada tanda, pasando las 4 mejor posicionadas de cada una, para la final.

El sábado 20, fue el día para esa gran final, donde se iba a decidir cual iba a ser la mejor sidra, hecha en casa, del 2018. A lo largo de la plaza del ayuntamiento de Villaviciosa, se contó con la degustación popular de toda la sidra participante (con la compra del vaso del evento), la cual estaba ubicada en varias casetas con los carteles correspondientes, que distinguían donde estaban unas sidras de otras. Pero no quedó ahí la cosa, ya que hubo un espacio dedicado a los más peques de la casa, con actividades acordes con el evento, estos podían escanciar algún que otro culín, pero con agua, saborear diferentes tipos de manzanas (dulces, amargas y ácidas) y adivinar el olor predominante de una máquina de olores.

El jurado para la final, estuvo formado por Miguel Pontón (Villaviciosa), Sindo Martínez (Nava), Mino Villarrica, Jose Tomás (Sidra J. Tomás) y Gabriel González, los tres de Villaviciosa. El escanciador oficial fue Luis Naredo (sidrería El Furacu, Villaviciosa), anotando las puntuaciones Tano Collada, con los vasos y organización del concurso Juan Pérez y Óscar Flórez. Todo el evento estuvo presentado por el simpático Javier Antuña.

La final estuvo muy reñida, sobre todo para los primeros puestos; los resultados definitivos fueron los siguientes:

  • GANADOR: Aitor González (Fuentes, Villaviciosa): nº 45 – 65 puntos → Trofeo Mundo Collada (diseñado por Pablo Maojo) + Diploma + Control analítico de sidra (durante un año).
  • 2º Clasificado: Miguel Rosete (Sinariega, Parres): nº 26 – 63 puntos → Trofeo Mundo Collada (diseñado por Pablo Maojo) + Diploma + 25 Pumares de dos años de variedades autóctonas.
  • 3ª Clasificada: Eva Baragaño (Nava): nº 7 – 60 puntos → Trofeo Mundo Collada (diseñado por Pablo Maojo) + Diploma + 2500 Corchos de sidra.

La lista de finalistas se completó con (del 4º puesto al 12º, respectivamente): Isaac Argüelles (Fuentes, Villaviciosa), Rosalía Ornia (La Secada, Siero), Adolfo Sánchez (Barbecho, Sariego), Luis Fuentes (La Granda, Ribadesella), Juan Carlos Río (Prieres, Caso), Borja Méndez (Savariz, Coaña), Luis Álvarez (La Raíz, Mieres), Alejandro y Begoña Bermúdez (La Arquera, Salas) y Francisco Gutiérrez (Manzaneda, Gozón).

El ganador de este año, se había proclamado campeón en el concurso del concejo de Villaviciosa, destacando a 10 puntos sobre el segundo posicionado, por lo que ya destacaba en Agosto; además ya ha conseguido el primer puesto del concejo en el año 2015 y quedar bien posicionado en la final de Asturias, de ese mismo año. Por otro lado, Miguel Rosete, quien tiene la segunda mejor sidra casera de este año, ya había ganado en el 2016 (se lo recordamos en aquí). Se aprecia un buen nivel en determinadas sidras, que no bajan el listón, aún habiendo ganado un gran premio.

Este es el último evento asociado a concursos de sidra casero del año, que como hace tres años, se organiza a través de la Asociación de fomento de la sidra tradicional asturiana, donde Óscar Flórez, desde la sombra intenta que cada año siga creciendo. Este evento está apoyado por el ayuntamiento maliayés, que apuesta por esta bebida tan arraigada a toda la región y que de forma casera, es donde mayor número de elaboradores presenta.

Quiero agradecer a la gente que sacó fotos para la página, de forma desinteresada y así poder compartir la noticia al completo con vosotros, ya que sino no sería lo mismo. Gracias a María Suárez (Gozón), Iván Díez (Infiesto) y Alejandro Vega (Villaviciosa).

A continuación, os mostramos un pequeño vídeo de imágenes realizadas durante el evento:

Meyor Sidre Caseru d’Asturies 2018

Buena iniciativa al hacer un espacio infantil, porque aunque la sidra (obviamente) sea una bebida alcohólica y para mayores de edad (hay que beberla con responsabilidad….), también forma parte de la cultura de Asturias, va más allá de ser una simple bebida y las jóvenes mentes tienen que ser conscientes de ello. El evento aunque no pudimos asistir, debido al cambio de última hora, sabemos que estuvo bien, pero vuelvo a incidir en lo que me falta, la presencia de la mujer en el jurado; parece que cuesta conseguirlo o no se busca demasiado; quizás haya más falta de formación para ello, pero a veces hasta los grandes fallan.

Espero que vos haya prestao lloquinos, vémonos polos chigres o en algún eventu sidreru. Tallueu!

Loca por la Sidra

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code